LOS SEGUNDOS HIJOS



Los segundos hijos se crían solos dice la gente y yo estoy medio de acuerdo.

Los segundos hijos son, desde mi punto de vista, más facilones de criar porque antes ya la has fastidiado con el primero.

Con el primero cada vez que pasa alguna cosa no sabes que hacer, porque reconozcamoslo no tenemos ni puñetera idea por muchos libros que leas al respecto y te preocupas por absolutamente todo, y haces cosas de lo más absurdas (como despertarlo por las noches para que coma o levantarte cada 15 minutos para comprobar que sigue respirando) pensando que es lo que hay que hacer.

Así que con los segundos hijos tienes medio camino andado no porque sepas a ciencia cierta que es lo que debes hacer sino porque sabes que es lo que NO DEBES HACER.

Los segundones los pobres no llevan nunca la buena vida que los primogénitos tuvieron, no se pasan horas y horas encima de mamá porque mamá tiene que llevar al mayor al cole o ir a hacer la compra, tampoco se les envuelve en papel burbuja porque mamá se dió cuenta de que de los golpes también se aprende y que la árnica hace milagros con los chichones, tampoco comparten la habitación (ni la cama) de papá y mamá mucho tiempo porque ya sabemos que todo el mundo descansa mejor en su propia cama.

Pero ser el segundo también tiene sus ventajas porque mamá ya sabe hacer muchas cosas: sabe hacer masajes para aliviar los cólicos, sabe lo que es el apiretal, el nani predental, sabe lavar el pelo sin que entre jabón en los ojos y sabe relajarse y disfrutar.

Así que es posible que como madres de dos no tengamos el mismo tiempo para dedicarnos en exclusiva a los "pobres" segundos hijos pero el tiempo que tenemos lo empleamos MEJOR y lo disfrutamos mucho más porque sabemos lo increíblemente rápido que pasan los años y que hay que aprovechar al máximo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario